martes, 21 de junio de 2011

El coche del 2050

Dado que no trabajo para la industria automovilística, que de mecánica llego lo justo para cambiarle la rueda al coche o para echarle aceite cuando el ordenador me avisa y tampoco sigo mucho la industria creo que me veo capacitado para hablar en cualquier tertulia de la TDT contar como veo yo el coche del futuro. Pues nada, sujetémonos a las butacas, configuremos el condensador de Fluzo al 22 de junio de 2050 y vamos a echar un vistazo.

Lo primero que nos llama la atención es que el coche ... no vuela. La cosa no es operativa, el control es muy complicado y el consumo de energía para distancias menores de 300 kms, prohibitiva. Como mucho hay aviones que pueden circular por las calles, pero aparte de caros, son muy grandes y no hay quien los aparque (efectivamente, en 2050 seguimos con problemas de aparcamiento)

En segundo lugar, lo que vemos o mejor oímos es que apenas suena. Esto es debido a su motor eléctrico que hace mucho menos ruido que los típicos motores de explosión, que se han quedado como piezas de coleccionista, junto con los fugaces motores de turbina de los años 20 (del 2000 claro) Pero ¡horror! debido a que el silencio podía provocar accidentes la legislación obligó a los coches a emitir un ruidito por debajo de ciertas velocidades. Inicialmente, era en marcha atrás, luego hacia adelante ... hasta que un desalmado se le ocurrió unir su iPod iTelepahic a un amplificador de 2.000 W (que resta 200 kms de autonomía al coche) y hacer que el coche hiciera sonar .... ¡la mayonesa! A partir de ese momento se creó la industria del politono automovilístico (Envía Politono Harley al 2001:0db8:85a3:08d3:1319:8a2e:0370:7334 para descargarte el tono de la Harley Davidson para tu coche, solo por 100€ + IVA, lo mismo que cuesta ) La salida de los semáforos es tal cacofonía que no se recuerda tal desde los tiempo del colgando en tus manos. Y lo peor son las bandas latinas que sincronizan sus coches y los llevan sonando jotas y canciones de la tuna a todo meter.




El politono que originó el desastre.

El tema de la autonomía está resuelto. La limitación de las baterías a pocos cientos de kms es cosa del pasado. Ahora solo tienes que asegurarte de cargar la batería principal del coche un par de horas antes para tener una autonomía de algo más de 5 horas, lo suficiente para recorrer 900 kms en una autovía. Incluso, si tienes un coche compatible con el estándar, puedes cambiar la batería secundaria en una estación de servicio (apenas ha costado 40 años el poner de acuerdo a los fabricantes en el formato) y operar un par de horas a velocidad reducida (150 kms/h como mucho)

Los coches pueden operar de dos modos: manual y automático. Pero no es eso de principios de siglo que andar operando con palanquitas o pedales. El modo automático (que sólo opera en ciudades grandes y autovías) permite que el coche se conduzca sólo hasta su destino (o cercanías) gracias a un sofisticado sistema que une el Gan De (sistema chino de satélites sucesor del nunca acabado Galileo, toma su nombre de un astrónomo chino del s.IV) estaciones en tierra y localizadores a lo largo del pavimento. Esto permite que los coches circulen de forma automática a velocidades de 185,2 km/h (el sistema deriva de los barcos ...) En caso de emergencia (muy raro) el sistema puede ser controlado por el conductor. En este caso el vehículo envía una señal de alerta a los demás vehículos para evitar la colisión y la velocidad se reduce a la mitad de manera automática. La multa es más que considerable si se hace sin causa justificada (y si el agente de está de mal humor, también con causa justificada)

Para operar fuera de autovías, ciudades pequeñas, etc ... el coche se conduce de manera manual. Claro que todavía hay sensores de todo tipo que ayudan a la conducción (por ejemplo, determinan la distancia hasta los obstáculos) pero siempre pueden ocurrir cosas (la gente no está muy acostumbrada a llevar el coche por si misma) y el 98% de los accidentes ocurren fuera de las autovías, con control manual y por errores humanos, o al menos, eso se deduce de los análisis de las cajas negras de los coches.

A pesar de los sensores y limitadores siempre hay alguien que los hackea y quita las limitaciones, pero por suerte, esta gente tiene un recorrido muy corto. Los coches graban automáticamente las infracciones de otros y los conductores denuncian on-line (el recibir una bonificación ayuda mucho a la colaboración ciudadana)

Si nos metemos dentro del coche, vemos que han cambiado bastante. Por dentro sin muy amplios pero para cuatro plazas como mucho. Aunque hay modelos de seis y ocho plazas son harto incómodos. Apenas tienes sitio para las piernas. El peor sitio es el del conductor. Dado que tiene que estar en situación de tomar los mandos está en el centro del parabrisas, con una excelente visibilidad pero como gran parte del recorrido es automático el pobre se aburre más que un piloto de 707 pasado a un Airbús ... Todo el equipamiento multimedia está orientado a los pasajeros (está prohibido el vídeo en el asiento del conductor) con lo que es aburrido de narices. Pese a estar prohibido, los conductores suelen llevar con disimulo sus tablet para ver una película mientras van en el coche. Claro que la cosa te puede costar 3.000 € de multa (la mitad del SMI en 2050) y 3 puntos del carnet.

Si vas en el asiento del pasajero, en la parte de atrás la cosa cambia. Dentro hay más pantallas que en un coche tuneado por los de la MTV en 2011 con acceso a la nube incluido. Eso si, si el operador en Movistar, no pasa de 10 Mbit con lo que es complicado ver pelis por streaming en más de 1920x1080 ... calidad apta para ver las teletiendas o los programas de la Andrea Esteban como mucho pero en fin, se decía que nuestro abuelos veían algo llamado VHS con una calidad que haría sonrojarse de vergüenza a un multimedia de pulsera (antes llamado reloj) de una tienda de los americanos (ahora son los chinos los que controlan las grandes corporaciones y los americanos venden en las tienda de Todo a 100 €)  Puedes disfrutar de una completa programación multimedia en la pantalla de 32" trasera (solo para los acompañantes, ojo) enviar mensajes, conferencias, .....

Exteriormente el coche llama la atención por dos cosas. La abundancia de materiales compuestos ha reducido el peso del coche un montón, apenas 2.000 kilos en los modelos más sencillos. La segunda cosa es los colores y el aspecto externo .... que harían avergonzarse a un tunero de los años 20. Como las marcas ofrecen tantas opciones a los clientes es raro que salgan dos coches iguales, a cada cual ... mejor (según se mire)

Pintura discreta del año 2050
Para finalizar, una cosa que me llamó la atención. Tanto en manual como en automático, los coches se siguen liando en las rotondas y yendo por donde les sale de las narices ¿esta parte del algoritmo la ha diseñado un ingeniero español?

viernes, 10 de junio de 2011

¿Qué posibilidad hay de ver un OVNI?

Supongo que hoy en día todo el mundo habrá oído testimonios de gente que ha visto OVNI tanto en los medios como es posible que conozcamos a algún abducido (y del que tengamos dudas de que sea de este planeta, pero ese ya es otro caso) La cuestión es que quisiera analizar un poco la posibilidad de que alguien nos visite y ya puestos, la posibilidad de que coincida con el Iker Jiménez de turno.

Para hacer este análisis hay que hacer el ejercicio de fe de que exista vida inteligente en otros planetas (habida cuenta que a veces es mucho suponer que lo haya en este, claro) Para que esos seres inteligentes nos visiten han tenido que localizar nuestra estrella, el Sol y venir por aquí a ver que hay. Siendo una raza que domina los viajes espaciales no parece muy complicado pero claro ... hay algunos peros.

Lo primero es echar unos numeritos previamente. Si salimos afuera en una noche despejada podemos ver un montón de estrellas. A simple vista se pueden ver unos cuantos miles de estrellas. No parece un número demasiado grande con lo que es posible seleccionar una estrella adecuada. Claro que las veamos desde la Tierra no quiere decir que estén cerca. Las estrellas muy brillantes se ven a muchos años luz de distancia y las menos brillantes, a mucho menos. Tanto menos que por ejemplo, la estrella más próxima al Sol, Proxima Centauri, no se ve desde la Tierra. Si nos cogemos unos prismáticos y miramos a una zona oscura, sin estrellas, tenemos muchas posibilidades de ver unas cuantas más. Y si cogemos un telescopio, más aún. Sólo dentro de nuestra galaxia tenemos entre 200 y 400.000 millones de estrellas (aproximadamente) Eso sin tener en cuenta las enanas marrones, que podrían multiplicar ese número por dos o tres. Ahora el trabajo de andar buscando ya no es tan fácil. Ya no es ir a una estrella que nos valga, es que ahora, con unos instrumentos adecuados nuestra civilización extraterrestre tendría cientos o miles de posibles objetivos. Y claro, los viajes espaciales no son baratos, con lo que ya no sale tan fácil que se vengan por aquí.

Imagen de Campo profundo del Hubble. Fuente: wikipedia.
Claro que no tenemos por qué limitarnos a nuestra galaxia. Si salimos al barrio, nos encontramos que en nuestro Cúmulo de Virgo, hay de 1.300 a 2.000 galaxias (si, de esas que tienen varios miles de millones de estrellas) Si nuestra civilización extraterrestre es del vecindario, el número de posibilidades aumenta. Posiblemente, si Angelina Jolie se subiera en un avión que diera la vuelta al mundo, saltara en paracaídas en alguna parte y le diera un beso a tornillo al primer@ que pasara, la probabilidad de que fuéramos nosotros es más alta que la de que esa supuesta civilización eligiera el Sol para venir, eso restringiendo el tipo de estrellas a las enanas amarillas como nuestro sol. Si nuestra civilización proviniera de otro barrio, ya la cosa es más complicada aún. Podemos ver en la imagen obtenida por el Hubble durante unas horas sobre una parte de cielo oscuro .... cientos y cientos de galaxias. El que alguien nos visite si ninguna referencia, por azar, es harto complicado.

Ya hemos visto que es complicado que alguien acierte con nuestra dirección por puro azar. No me voy a meter con el tema de como van a llegar pero si voy a comentar otro que no suelen tener en cuenta los ufólogos y otros aficionados a los magufos: el tiempo.

Observando el universo vemos que hay estrellas jóvenes, como en las Pléyades, hay auténticos criaderos de estrellas, como la Nebulosa de Orión, estrellas viejas dando sus últimas bocanadas como Betelgeuse o estrellas que ya no están. Esto quiere decir que no todas las cosas en el Universo ocurren a la vez, de hecho, el carbono o el hierro que componen nuestro cuerpo se formaron hace eones en el corazón de una estrella, y el resto de elementos más pesados que el hierro, en el momento de su destrucción. Esto quiere decir que una civilización extraterrestre pudo haber visitado la Tierra en la época de los dinosauros (o mucho antes) y esa civilización pudo haber desaparecido hace millones de años. En la Tierra has ocurrido al menos cinco grandes extinciones masivas, la primera de ella hace 444 millones de años con lo que había vida sobre ella mucho antes (no inteligente) En el caso del hombre, los homínidos llevan al menos 200.000 años viviendo en Atapuerca. Hace poco más de 100 los hermanos Wright se levantaron del suelo en un artefacto más pesado que el aire y hace solo 50 que un hombre consiguió superar la línea de Karman y pusiéramos mas tarde algún artefacto en otro planeta. Que existan civilizaciones inteligentes no quiere decir que sean capaces de salir de su planeta y menos visitar el nuestro. Llevando el argumento al otro lado, en más de 4000 millones de años, mucha casualidad es que hayan venido precisamente en los últimos años. Incluso, si me apuro y en el supuesto de que extraterrestres hubieran construido las pirámides (que no es así, pero como ejemplo me sirve)  hace 4.500 años eso no es más que un breve instante en comparación con los miles de millones de años que lleva la Tierra dando vueltas (y con muchos cientos de millones de años con seres vivos en diversos grados de evolución) Y además ¿a quien se le ocurre venir a la Tierra a amontonar piedras?

Resumiendo. La posibilidad de que una civilización extraterrestre nos visite es muy remota (no 0, pero casi) dado el enorme número de posibilidades a donde podrían viajar. No somos un faro emitiendo para que seamos especialmente atractivos (nuestras emisiones de radio tienen una potencia ridícula) y aparte de esos, esa civilización (o civilizaciones extraterrestres) no tienen por que coincidir en el tiempo. Es como si visitáramos Grecia este verano y nos extrañáramos de no coincidir con Alejandro Magno ... creo que no estamos en la época.

Aunque siempre queda un consuelo a los cazadores de OVNIs. La posibilidad de que nos visiten los marcianos es más alta que la de encontrar una molécula de principio activo en un tratamiento homeopático.

domingo, 5 de junio de 2011

Un sitio diferente: El Mayorazgo de León

Cuando me puse a escribir este blog tenía claro que iba a escribir de lo que quisiera aunque lo que nunca esperé es hacer algo de crítica gastronómica. He de reconocer que no es la primera vez ya que hace tiempo dediqué una entrada a un pincho que me llamó la atención. No tuve mal ojo, ya que luego fue uno de los ganadores del concurso de pinchos que hace la ciudad de Valladolid. A ver si ahora acierto otra vez.

Esta vez no voy a hablar de un pincho, sino de un sitio que hemos descubierto de pura casualidad y que si tengo el mismo ojo que con el pincho, auguro un gran futuro. El sitio se llama el Mayorazgo de León, en la localidad de Santa Colomba de Curueño. Lo encontramos de casualidad, buscando un alojamiento por la zona, leyendo un comentario sobre la cocina y "la ensalada de la huerta de detrás de la casa" Viendo el menú me dije ¡coño! esto hay que probarlo. Dicho y hecho. Llamamos para reservar y lo primero que te llama la atención es la amabilidad de la persona del otro lado del teléfono, preguntando que es lo que queríamos comer, si conocíamos el sitio .... una atención sorprendente el un mundo acelerado como el de hoy en día. Se agradece ver como alguien se molesta en que estés a gusto y se preocupa. 

Chocolate con orujo y con aceite y sal
Al llegar la primera impresión es que es el típico bar de toda la vida de un pueblo, pero dentro la cosa cambia. La atención por parte de los dueños Gonzalo y Jesús (son padre e hijo) es exquisita. Disponen de un pequeño comedor recién inaugurado (están empezando) donde te encuentras verdaderamente cómodo. En la parte trasera están preparando un cenador al aire libre bajo un nogal bicentenario (es el que se ve al otro lado de la casa) que promete hacer las delicias de los comensales.

Paté caramelizado con berenjena.
A la hora de comer, los platos son más que interesantes. Abrimos la comida con un paté caramelizado  con berenjena y una salsa picante bastante sorprendente. Todo lo de la foto es comestible, incluido los hilillos que se ven. El que quiera averiguar que son solo tiene que pasarse por el restaurante, el dueño se lo explica encantado. El paté viene acompañado de una salsa picante que combina de maravilla, especialmente para aquellos que nos gusta el picante.

Cecina con queso curado y aceite
Seguimos con una cecina con aceite y queso curado con aspecto de carpaccio. Puede ser un interesante y sencillo plato para hacer en casa para sorprender a amigos y familiares.

Pastel de morcilla y piñones.
Lo que vino a continuación, a pesar de aparentar ser un pastel de chocolate no era tal cosa. Es en realidad un pastel de morcilla y piñones. Aunque ninguno eramos muy de morcilla, lo cierto es que el plato quedó tan limpio que el perro nos miraba con cara de pena ....

Ensalada con manzana, cebolla, lechuga y una preciosa
 decoracióna base de piel de tomate.
Dado que todo no iba a ser de origen animal, a continuación nos trajeron una ensalada de manzana, cebolla, lechuga, frutos secos y albahaca (no sé si me olvido algo) 

Guiso de chivo y patatas
Como si no estuviéramos ya llenos con tan originales y abundantes entrantes, llegó el plato principal: una guiso de chivo y patatas servido recién salido de la cocina en un recipiente de barro. La carne estaba muy tierna y deliciosa, junto con el resto del guiso. Entre cuatro personas solo pudimos dar cuenta de la mitad del guiso.

En general no suelo pedir postre después de las comidas, pero esta vez hicimos una excepción ¿cual era la razón? en la carta hay un postre sorprente: el chocolate .... con aceite y sal. Eso es algo que a mí nunca se me habría ocurrido (tampoco soy un gran cocinero) pero habida cuenta el aspecto de los platos y lo bueno y original de lo que habíamos comido antes no pudimos resistirnos a probar tanto el chocolate con sal y aceite como el  chocolate con orujo de hierbas. Este segundo estaba muy bueno (como esperábamos) pero el chocolate con sal y aceite fue un sabor sorprendente. Lo cierto es que combinaban de maravilla (ojo con no pasarse con la sal, que puede matar todo el sabor) Como siempre, todo lo que se ve es comestible (salvo el plato de pizarra, claro)

A modo de resumen, el Mayorazgo de León es un nuevo restaurante de cocina innovadora, situado a pocos kilómetros de León y a un paseillo desde Valladolid o Asturias (yendo por San Isidro), situado en un preciso marco natural en los montes de León regido por dos personas con un trato encantador y atento. Cuando dispongan del cenador en la parte posterior habrá que volver a probar más platos de la carta y pasar un buen rato. E incluso a lo mejor con el tiempo es un referente de la cocina creativa.

Merece la pena ir y yo al menos, espero volver si nada me lo impide.