miércoles, 15 de noviembre de 2017

Profesiones del futuro

Supongo que todos se habrán dado cuenta que los tiempos están cambiando, puede que para mejor o puede que para peor, pero la cuestión es que cambian y cada vez más rápido. Y si no te has dado cuenta, vas a tener un problema, antes o después. No es que todo lo nuevo no vaya contigo, es que como te despistes te van a llevar por delante.

Salvando las distancias con coches que vuelan (cosa que veo harto jodido en bastante tiempo) o monopatines (que también vuelan) hay muchas cosas que ahora nos parecen comunes que hasta hace relativamente poco eran cosa de ciencia ficción. Si echamos la vista atrás, un siglo por ejemplo, veríamos incipientes máquinas voladoras de madera y tela, que apenas llevan a dos personas a 200 kms por hora. 8 años antes se había conseguido la proeza de cruzar volando el Canal de la Mancha. 20 años más tarde podían llevar 6.000 libras de bombas a más de 3.000 kms. Ahora pueden transportar 500 personas a 15.000 kms de distancia en unas 17 horas ... No está mal para irse casi hasta el otro lado del mundo. Un siglo antes sólo podías montar en globo y antes ... ni eso.

Hace 100 años empezábamos a ver automóviles con facilidad, aunque la mayor parte del transporte era a caballo, carro o similar. También había trenes, en unos sitios más que en otros, canales, etc, pero la cantidad de coches que tenemos ahora (En España había en 2016 nada menos que ¡28 millones de vehículos a motor!) Sólo en turismos, hay más casi uno por cada dos habitantes. Si les dijéramos esos a nuestros coetáneos de 1917 alucinarían. Y si se lo dijéramos a los de 1967 nos tomarían por locos y con razón. Sólo hay que ver la serie histórica según datos de la DGT.
Evolución de los vehículos a motor en España desde 1990 (Datos DGT)

En 27 años se ha duplicado el parque de vehículos a motor. Así que cuando veas las restricciones de tráfico, que no se aparca, que quieren cambiar el modelo de circulación en las ciudades, etc ... pues en lugar de quejarte vete concienciando de que la cosa se va a poner peor para el coche.

Otro gran cambio es el acceso a las comunicaciones que tenemos hoy en día. No hace tantos años (casi que me quedo en el siglo XXI) el acceso a internet era cosa de cuatro locos y de algunas empresas. Hoy en día nadie (o muy poca gente) se puede plantear el vivir sin internet tanto a nivel personal como profesional. Cosas como las redes sociales han dado un tremendo impulso a cosas como la publicidad (una especie de boca a boca aumentado) ¿quien no ha ido hoy en día a un restaurante, hotel, casa rural, fiesta o lugar en base a los comentarios encontrados en un blog o recomendaciones de un buscador (digo buscador por no decir Google) Esto que nos parece tan común ahora mismo lo había visto yo planteado hace unos 15 años, cuando se empezaba a plantear el despliegue del 3G como utilidades de la red móvil. El caso se basaba en un voz (el usuario preguntaba por un restaurante cerca de su ubicación y el coste de la llamada "se subvenciona" si el usuario escuchaba un anuncio) y de aquella me parecía a mí ciencia ficción o algo parecido. A lo mejor me parecía complejo por la cantidad de sistemas dispersos que había que conectar (yo hacía cosas de esas por aquel entonces) pero la misma idea, con un móvil, diciendo "OK Google" o preguntándole a SIRI se hace de la misma manera. Los datos los pagamos nosotros pero el servicio se financia a través de la publicidad. Y si alguien piensa que eso no es rentable que le pregunte a la gente de Alphabet. ¿que no sabes a qué se dedica Alphabet? Pues a cosas relacionadas con la publicidad. Igual te suena una de sus empresas: GOOGLE.

No sólo la cosa ha cambiado en esto. Los materiales compuestos nos rodean por todas partes. Hace un siglo apenas existían los que hoy llamamos plásticos, hoy están por todas partes. Los materiales tradicionales (Cuero, madera, metal, ...) ahora se consideran un elemento asociado al lujo (relativamente) La medicina ha avanzado una barbaridad, en 100 años una persona nacida en España tiene la posibilidad de vivir el doble de años que hace 100 años.

La esperanza de vida aumenta más de 40 años en un siglo
Evolución de la esperanza de vida en España en el último siglo. fuente: ELPAIS
La cuestión es que los tiempos en el último siglo han cambiado una barbaridad y en estas dos escasas décadas que llevamos de siglo XXI han cambiado aún más ... y lo que nos queda. Cada vez cambian las cosas más rápido. Estamos empezando a ver un lento pero inexorable desplazamiento de los motores de combustión a los motores eléctricos, el avance de las comunicaciones, coches autónomos (en breve) darán de nuevo la vuelta a esta sociedad y cambiarán muchas cosas y muy rápido.

Los trabajos del futuro no van a ser como los trabajos actuales. Unos cambiarán antes y otros lo harán más tarde, pero irán cambiando. Ocurrirá como las empresas. Llevamos unos cuantos años en los que estamos asistiendo a fusiones y compras de empresas, con los que empresas que "de toda la vida" ahora se diluyen en conglomerados, y gigantes industriales. Sólo tenemos que ver el caso de la banca en España, que ha sufrido un proceso de quiebras, compras y fusiones que hace que cada vez queden menos de ellos. La banca es otro sector herido de muerte y que tendrá que cambiar radicalmente o desaparecer en 20 años. Otros van a ver como cambian radicalmente como la industria de la automoción, con el coche eléctrico que viene imparable (esto no quiere decir que en cinco años vaya  a desaparecer el parque actual, pero irá cambiando poco a poco de manera inexorable y mucho más rápido que lo que tardó el automóvil de combustión en desplazar a la tracción animal)

No obstante, no todo tiene porqué ser negativo, van a aparecer montones de profesiones que ahora mismo no imaginamos, pero de otra manera. Salvo que vivamos en África o en zonas muy poco desarrolladas, donde ser irán migrando los grandes centros de producción en busca de mano de obra más barata, vayámonos olvidando en general  de grandes fábricas con miles de obreros. Gigantescas megafactorías irán suministrando bienes de equipo a nivel mundial. Si tienes la suerte de que lo coloquen cerca de donde vives o te vayas a trabajar allí, pero recuerda que las cosas no van a ser para siempre.

Lo primero que vamos a ver es la gran movilidad de las empresas. Empresas centenarias estilo Ericsson (fundada en 1876) o Ford Motor (de 1903) con más de un siglo de vida a sus espaldas cerrarán, serán absorbidas o se fusionarán con otras, conservando muchas veces tan sólo el nombre como marca comercial, para futuras ramas. Por ejemplo Bugatti desapareció en 1963, ahora la ha resucitado el grupo Volkswagen para su línea de supercoches. Empresas jóvenes como Google, Microsoft, Apple han pasado por sus más y sus menos; por ejemplo, Apple pasó las de Caín en los años 90 siendo ahora una de las empresas más potentes del mundo. Claro que un par de fracasos seguidos en sus iPhone (de momento no se ha producido) podría llevarla a una situación peligrosa. O podemos recordar el caso de Blackberry o Nokia, que dominaban su mercado de manera apabullante y ahora están en horas bajas (Nokia parece que se va recuperando, pero ha tenido una reciente caída en bolsa del 15% por sus malos resultados) Otras empresas, estilo Opel fundada en 1862 pasó por varias manos, siendo ahora propiedad del grupo PSA (antes era de General Motors) La cuestión es que las empresas ahora duran menos que antes, mucho menos con lo que cualquiera que empiece a trabajar en una debe ser consciente que no tiene por que ser para toda la vida. No porque te vaya a echar nadie (que también puede ser) sino porque a lo mejor vives tú más que tu empresa.

Luego hay que tener en cuenta los cambios de la sociedad. Hace 100 años teníamos una sociedad movida por el carbón, 50 años después principalmente era el petróleo y dentro de 20, posiblemente usemos energías renovables y si hay suerte, empezaremos a ver funcionar los primeros reactores de fusión. Ya no tiene sentido tener a cientos de miles de personas empleadas en minería, extracción de petróleo o de otros recursos, las máquinas lo hacen de manera más eficiente y menos peligrosa (la minería empleaba a mucha gente, pero cuando había un accidente, se llevaba por delante a mucha gente)

¿y a qué nos dedicamos? Interesante pregunta. La cuestión es que ahora hay mucha gente, y esa gente, yo no tiene las mismas necesidades que la gente de principio del siglo XX donde su mayor preocupación era el tener qué comer y qué vestir. Ahora tenemos un montón de gente con mayor poder adquisitivo (no es que sea muy potente, pero como son muchos, es algo a tener en cuenta) con necesidades de comunicarse (el mercado TELCO seguirá, aunque yendo a la comoditiy cada vez más) También seguirán comprando bienes de consumo, estilo teléfonos, tablets, ordenadores (que ya veremos la forma que tienen) pero eso no nos afecta, ya hemos dicho que se producirán en grandes fábricas.

El mercado del ocio aumentará. No solo turismo y camareros, habrá que buscar iniciativas locales estilo escape-room (que ya hay, en el futuro a saber que haremos para pasar el rato) deportes eventuales de todo tipo (no solo de gimnasio) teatros locales, restaurantes raros ... También encuentro posibilidades de profesiones medio perdidas que se irán recuperando gracias a que ahora hay un mercado mucho más amplio gracias a internet ... ¿que piensas que no se pueden vender madreñas por Internet? Pues he decirte que sí es posible. Se podrán vender productos artesanos a todo el mundo que podrán ocupar a bastante gente que tenga la suficiente imaginación para vender algo distinto y atractivo. Si algo se pone de moda y llegas cuando ya hay muchos, no te esperes poder vivir de ello.

Dentro de poco tendremos un nuevo concepto que será tan familiar como el Whatsapp ahora mismo: el InternetOfThings.  Miles de millones de equipos conectados a la red que harán montones de cosas como monitorizar las casas cuando no estemos, ayudar a mayores, recoger datos para hacer previsiones de todo tipo, vehículos conectados, semáforos, etc ... Todo ello necesitarán gente que los instale, mantenga, programe, repare. Tampoco nos olvidemos los drones, que no solo sirven para tocar las narices en los aeropuertos. Pueden servir para controlar el tráfico, ver plagas en los cultivos o falta de riego, patrullar los montes en busca de incendios o personas desparecidas, examinar edificios o lugares de difícil acceso  .. el límite ahora mismo es tu imaginación ¿qué quieres limpiar una línea de alta tensión sin arriesgar la vida de nadie? ¡sin problema!



Tampoco nos olvidemos de la energía que hará falta (y mucha) con paneles solares, molinos de vientos, centrales de fusión, redes de transporte, que habrá que desplegar o los vehículos autónomos (mi apuesta personal es que empezarán por el transporte) ¿que no? Echa un ojo a esto:



¿Quienes lo van a tener peor? Pues los de siempre: los menos preparados, los menos imaginativos, los que peor se adapten, .... pero así ha sido siempre y esta vez no va a ser una excepción. Pero claro, si nos vamos 100 años atrás, el defensor del carro y el burro estoy seguro que dijo ¿pero sabes que para llevar el coche hace falta un carnet y estudiar?

La pregunta es ¿vamos a tener suficiente empleos para todos? Pues va a depender de muchos factores. A lo mejor lo que nos interesa es repartir el trabajo (el dinero es un ente abstracto, se puede "crear" siempre dentro de ciertas reglas y de hecho, se están creando de manera artificial) y trabajar 24 horas a la semana en lugar de 40 para que alcance para todo .... pero eso, lo dirá el futuro (no estaría de más olvidar que lo de las 40 horas semanales de trabajo es un logro relativamente reciente de la humanidad) Y si no, digo yo que algo se nos ocurrirá para ocupar a tanta gente.


No hay comentarios:

DCS AV-8B and real AV-8B+ (Spanish Navy/Armada Española)

Usually I write in Spanish but this time and thinking of the possible readers of this article I will write in English. Apologies to my usua...